domingo, 28 de octubre de 2007

Globesity Theater Festival

Llevo toda la semana esperando para poder contaros esto. El lunes pasado iba caminando por la Primera Avenida, entre las calles 9 y 10, cuando de pronto escucho una música. ¿Una fiesta? Me acerco, y me encuentro a la Hungry March Band tocando frente al Theater for the New City.
Grabé un vídeo de una de las piezas (no hace falta que lo veáis hasta el final, aunque a mí me gusta mucho la coreografía que hacen las dos chicas en el minuto 3). El motivo de esa fiesta era atraer la atención sobre el Globesity Theater Festival, un encuentro teatral cuyo objetivo es denunciar las graves consecuencias humanas, sociales y medioambientales que está trayendo el consumismo compulsivo, con la dieta de los americanos como motor central de todo (de ahí lo de Gl-obesity).

En toda la semana no pude ir a ningún espectáculo, hasta el viernes pasado. Me interesaban los números de ese día, especialmente el de Inbred Hybrid Collective. En cuanto entré al teatro, pude ver un puesto donde te daban zumo de hierbas, junto a la sala principal, donde había un espectáculo en curso. La foto no es que haya salido blanca, es que cada uno de los actores llevaba una antorcha de marihuana. Sí. Aquello parecía Jack el Destripador, y todos los que estábamos por ahí, empezábamos a sentir los efectos de la humareda.
Entré a la sala donde era nuestra sesión, y empezó el espectáculo. Empezó Susana Cook, una activista feminista que hizo un irónico monólogo sobre nuestro mundo perfecto (genial las fotografías que enseñó de su país, Argentina). Después salió Marc Scrivo, que hizo un número realmente cautivador, con un golpe de efecto final en el cual otros actores camuflados entre el público se unían a cantar con él de improviso.
Y llegó Inbred Hybrid Collective (las dos fotos inferiores). Su crítica, con formato de teatro del absurdo, se centraba en la destrucción del mundo marino. Acababan comiendo sushi sobre un hombre desnudo, e invitaban al público a bajar y acompañarles. Y la mayoría bajaron.

Ahora que hablo de comida, quiero hacer un paréntesis para recomendaros una nueva web de recetas (¿el décimo arte?), que sé que hay grandes aficionados por aquí. Se trata de Cocina del Sol. Es una web muy cuidada, aderezada con una pizca de literatura para que tenga más chicha. ¿Para cuando una sopa de letras?

Como decía, tardé varios minutos en salir del shock paranoico en que me encontraba, pero aún pude grabar otra perla en el Theater for the New City: un recorrido por las entrañas del teatro un poco inquietante, la verdad.

Disfruté muchísimo esa noche en el teatro. Qué gran iniciativa la de los organizadores, y cuántas actividades tenía el festival. Y, además, todos los espectáculos eran gratis.


OLI I7O

6 comentarios:

C*m*dín dijo...

Has visto, Oli, el mundo es pequeñico!!

Tantas cosas que comentar aquí..

Voy a dejarlo en:

*Las calles en Cuba, también van en letras y números, no??

*La banda me recuerda a Samba da Rúa (aunque ellos toquen más percusiones)

*En cuanto a la cocina, je,jje, te recomiendo: "Los perfumes de la cocina", un libro solidario editado por Intermón. Y "Afrodita" de Isabel Allende.

*Pero,pero.. prefiero ser femenina a feminista. Como que estoy pensando, para la próxima reencarnación, volver a ser mujer.

Gracias,tú eres grande!!

C*m dijo...

Ayyyyy,que se me olvidó preguntarte si ya estás preparando las calabazas de Halloween.

Que me encantará que hagas una entradita con ese temaaa ;)))

Oli dijo...

Of course, milady. Ya casi tengo el disfraz terminado.


OLI I7O

Maria dijo...

Si una entrada de Halloween. Y de paso nos das alguna receta...

Roberto dijo...

¿Te veremos disfrazado de Pesadilla antes de Navidad?

Anónimo dijo...

¡Gracias por el enlace! Te leo en silencio desde hace tiempo (je je), pero después de este gesto, qué menos que decirte unas palabricas.

Y mola mucho el look Halloween del blog estos días.

Pi.